El Congreso pide a Policía Federal dejar de ser cómplice de concesionaria de carretera

*Para evitar cualquier tipo de tragedia ante el actuar  del grupo de choque contratado por Pinfra.

 

Colima, Col.- El Congreso del Estado exhortó a la Policía Federal para que deje de subordinarse y deje de ser cómplice de la empresa Promotora y Operadora de Infraestructura (Pinfra), concesionaria del tramo carretero Armería-Manzanillo.

A través de un punto de acuerdo, la Legislatura  también pidió a Fernando Cid Juárez, comisionado de la Policía Federal en Colima, que aplique la ley y detenga a los integrantes de los grupos de choque contratados por la empresa concesionaria que en la caseta de Cuyutlán se han dedicado a agredir a manifestantes y automovilistas.

También se exhortó al gobernador José Ignacio Peralta y al propio comisionado de la Policía Federal, para que de manera urgente implementen los operativos y medidas pertinentes y necesarias para salvaguardar la seguridad, tranquilidad, certeza jurídica y la integridad de las personas que transitan por la carretera Armería-Manzanillo.

Asimismo, el exhorto al titular del Poder Ejecutivo del Estado y a Fernando Cid, también es para que realicen acciones que garanticen la integridad de las personas que de manera pacífica liberan la caseta de peaje de Cuyutlán, y así evitar cualquier tipo de tragedia ante el actuar  del grupo de choque contratado por Pinfra.

El punto de acuerdo señala en su exposición de motivos, que el objetivo es garantizar el derecho humano a la libertad de reunión y de expresión, mediante protocolos que otorguen seguridad a las personas que participan en las manifestaciones pacíficas liberando la caseta de Cuyutlán.

El documento menciona que desde hace algunos años, grupos de activistas y miembros de la sociedad civil se han quejado por los altos costos y la posible violación al derecho del libre tránsito que implica la caseta de Cuyutlán, presentándose   situaciones tensas donde hay golpes, empujones, enfrentamientos verbales y una gran cantidad de agresiones.

También el punto de acuerdo destaca que no han existido acciones por parte del Ejecutivo Estatal para garantizar la seguridad de los manifestantes, y cuando se han presentado elementos la Policía Federal resultan ser muy pocos, para la gran cantidad de personas que se enfrentan.

La Legislatura estimó que por la reacción de la empresa concesionaria ante las acciones  de liberación de la caseta de Cuyutlán, podrían darse enfrentamientos aún más violentos, por lo que ya se hace indispensable y urgente la presencia de elementos suficientes de las policías Estatal y Federal.