UdeC capacita en ciencias a sus profesores de bachillerato

Colima, Col- Este miércoles, al entregar constancias a los profesores de bachillerato que cursaron el Taller de Ciencias organizado por la Coordinación General de Investigación Científica de la Universidad de Colima, el rector José Eduardo Hernández Nava dijo que en la institución “trabajamos para fomentar, desde el bachillerato, las bases para una formación sólida, como es la impartición de estos talleres que se llevan a cabo desde el 2017”.

Esto, comentó, en sintonía con las tendencias mundiales que exigen una preparación más amplia, “con el fin de establecer parámetros comunes que posibiliten la difusión del conocimiento.

En este sentido, dijo que “el empeño y entusiasmo de los profesores es fundamental para cumplir además con las recomendaciones que dio la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) para México. La pasión que muestran por su trabajo y el compromiso con su formación  profesional para actualizarse en los temas que imparten, repercuten de manera positiva en el desarrollo de sus clases”.

Agregó que, “para cumplir con nuestra responsabilidad social, es necesario que el conocimiento nuevo, generado por la investigación, se lleve a las aulas para fomentar el conocimiento crítico a las nuevas generaciones”.

Allí radica, añadió, la importancia de que los profesores y alumnos del nivel medio superior “tengan contacto directo con el desarrollo científico, tecnológico y de innovación”. Esto es fundamental, explicó, “porque actualmente la ciencia, la tecnología y la innovación son los tres elementos clave de la sociedad y economía del conocimiento”.

Por último, felicitó a las y los docentes de bachillerato que participaron en el taller, dio las gracias a los docentes que de manera desinteresada impartieron las clases de física y matemáticas, e invitó a más profesores a participar en la tercera edición de este taller, “que fomentará muchas vocaciones científicas en alumnos y que refuerza las existentes en los docentes de bachillerato”.

En su turno, Alfredo Aranda Fernández, coordinador general de Investigación Científica, comentó que este taller surge como una iniciativa que complementa varias actividades realizadas con alumnos y profesores del nivel medio superior, y que más allá de buscar mejorar indicadores, que son importantes, se centra en lo que él llamó fundamental: la capacitación didáctica y la capacitación disciplinar.

Por lo que, explicó, “se diseñó un programa de actividades que permiten brindar capacitación gratuita, permanente y de primer nivel a docentes de nuestros bachilleratos”.

Al hablar sobre las actividades realizadas dentro del taller, Aranda Fernández dijo que, aunque el taller es de ciencias, incorpora elementos de lectura, literatura y capacitación disciplinar. “No está enfocado en una sola área sino en fomentar un pensamiento crítico transversal; su propósito principal es desarrollar en los docentes el pensamiento crítico que deben utilizar en las disciplinas que imparten”.

Por último, Alfredo Aranda dijo a los profesores que “son la pieza más importante en el engranaje social, no sólo educativo; ustedes lo que hacen es encargarse y cargar con la gran responsabilidad de formar personas que sean plenas. Sin ustedes no habrá una ciudadanía critica que logre informarse de manera efectiva y pueda tomar decisiones racionales. Sabemos que contamos con ustedes”.

En nombre de los 13 profesores que egresaron de la segunda generación de este taller, Liliana Martínez Venegas, Profesora de Tiempo Completo del Bachillerato 33 dijo que al cursar el taller se topó con un escenario distinto al esquema de capacitación al que estaba acostumbrada; “prepararte con investigadores ha significado una constante exigencia para analizar, discriminar y actualizar el conocimiento que llevamos a nuestros estudiantes para evitar caer en falacias”.

Es así, continuó, “que hemos discernido la importancia de sustentar con evidencias nuestros argumentos y la crítica como medio para mejorar nuestras cátedra, pero sobre todo la pasión que el docente proyecta a sus alumnos cuando conoce y gusta profundamente de lo que habla”.

Por último, dijo, “nuestros estudiantes se han visto beneficiados sustancialmente con los productos generados dentro del taller, pues notan un cambio del profesor que hoy en día les guía a cuestionar, informarse, discutir y argumentar con sustento”.

Asistieron a la entrega de constancias, entre otros, Christian Torres Ortiz, secretario general; Juan Carlos Vargas, coordinador general Administrativo y Financiero; Eduardo Monroy, coordinador general de Docencia; Celso Armando Ávalos, director general de Recursos Humanos y Fernando Mancilla, director general de Educación Media Superior.